LAS PREGUNTAS MÁS FRECUENTES

Acerca del Plan, la energía reactiva y las baterías de condensadores.


¿Qué es el Plan Anti Reactiva?

El Plan Anti Reactiva es una campaña de la Comunidad de Madrid para reducir la energía reactiva de las instalaciones eléctricas de la Comunidad de Madrid, especialmente las de las Comunidades de Propietarios.

¿Qué es la energía reactiva?

La energía que necesita un receptor que se conecta a la instalación eléctrica para su funcionamiento se divide en dos tipos: la energía activa y la energía reactiva.

La energía activa es la que necesita un receptor para transformarla en trabajo útil, luz o calor. Por ejemplo, las lámparas incandescentes sólo consumen energía activa, debido a que son resistencias puras, y la convierten en luz y pérdidas en forma de calor (por eso su superficie está caliente cuando las tocamos).

La energía reactiva es la que necesitan algunos receptores (motores, transformadores, máquinas de aire acondicionado, etc.) para crear los campos magnéticos necesarios para llevar a cabo las funciones para las que han sido diseñados. Se dice que estos receptores tienen un comportamiento inductivo. Estos equipos absorben la energía reactiva de la red pero luego la devuelven, es decir no consumen energía reactiva aunque sí que la necesitan para su correcto funcionamiento.

¿Por qué es importante reducir la energía reactiva de una instalación eléctrica?

La energía reactiva se debe generar y transportar hacia los equipos que la necesitan y por ello, las compañías eléctricas penalizan la existencia de esa energía reactiva, a partir de un cierto valor, a través de su pago en la factura eléctrica.

El beneficio más obvio de la reducción de energía reactiva es el ahorro de costes conseguido a través de la reducción de la factura eléctrica de su comunidad de propietarios, ya que pagará menos por el término de energía reactiva de su instalación eléctrica.

Además, la energía reactiva tiene otros efectos negativos sobre las instalaciones, como por ejemplo el incremento de las pérdidas energéticas a través del calentamiento de los cables. La energía reactiva también genera un aumento de las caídas de tensión, lo cual puede influir en el buen funcionamiento de los receptores.

La reducción de energía reactiva mejora la tensión de suministro de su instalación ya que circula menos corriente por los cables, por lo que éstos tienen menos caída de tensión, y mejora el nivel de la tensión que llega a los equipos.

¿Cómo se puede reducir la energía reactiva de una instalación eléctrica?

La energía reactiva de una instalación eléctrica se puede disminuir a través de la instalación de baterías de condensadores que permiten compensar la energía reactiva.

La compensación de energía reactiva es el proceso para reducir o eliminar la demanda de energía reactiva de los receptores conectados a una instalación eléctrica mediante la instalación de unos condensadores que crean una energía reactiva capacitiva (contraria a la inductiva creada por motores, transformadores, máquinas de aire acondicionado,). La generación de esta energía capacitiva incrementa el ratio de la potencia activa respecto a la total, conocido como factor de potencia.

Factor de Potencia = Potencia activa (kW)/Potencia total (kVA)

El factor de potencia mide la eficiencia del consumo eléctrico, a la hora de convertirlo en potencia útil, como luz, calor o movimiento mecánico.

Un factor de potencia igual a 1 significa que toda la energía que demanda la instalación eléctrica es energía activa. Esta es una situación ideal que actualmente no se consigue en las instalaciones eléctricas.

¿A partir de qué valor de energía reactiva se penaliza a los consumidores?

Las comercializadoras imponen un cargo a los consumidores por penalización a partir de que el factor de potencia de su instalación eléctrica baja por debajo de cierto nivel, habitualmente el 95%.

¿Cómo sé que puedo estar pagando por la energía reactiva?

Debe comprobar la factura eléctrica de su comunidad de propietarios y ver en el detalle de la factura si tiene cargos por energía reactiva. Normalmente esto ocurrirá cuando tenga equipos/receptores en su instalación eléctrica que crean campos magnéticos para funcionar, como alumbrado, climatización, ascensores, frigoríficos, etc.

Si se encuentra en esta situación, le aconsejamos que contacte con un instalador eléctrico de la Campaña para que le lleve a cabo un estudio de su instalación.

¿Qué son las baterías de condensadores?

Las baterías de condensadores son equipos que conectados a una instalación eléctrica, permiten reducir la demanda de energía reactiva de la red, reduciendo o eliminando la penalización en la factura eléctrica de su comunidad de propietarios que se produce por ese concepto, facilitando el buen funcionamiento de los aparatos electrónicos, la estabilización y calidad del suministro eléctrico y optimizando el dimensionamiento, capacidad y el rendimiento de la instalación eléctrica.

¿Qué tipo de batería de condensadores me conviene?

El instalador deberá hacer un estudio de las facturas eléctricas de su comunidad de propietarios y le recomendará el equipo adecuado para la compensación de la energía reactiva. Tras conocer la mejor solución para compensar la energía reactiva, un instalador adherido al Plan Anti Reactiva podrá realizar su puesta en marcha de forma segura y eficiente.

¿Por qué es muy importante contar con el asesoramiento de un experto para instalar una batería de condensadores?

Porque no todas las instalaciones eléctricas son iguales y es necesario conocer las características de instalación eléctrica donde se quiere compensar el consumo de reactiva. Estas características influyen decisivamente en la selección del tipo de batería de condensadores a instalar. Por eso es muy importante contar con el asesoramiento de un experto en la materia.

¿Cuáles son los plazos de retorno de la inversión de la instalación de una batería de condensadores?

Va a depender del nivel de penalización por energía reactiva que se esté pagando en la factura eléctrica de la comunidad de propietarios. Si la penalización es elevada se puede recuperar entre 6 y 12 meses. Para importes de pago por reactiva en factura eléctrica bajos, la inversión se recuperará entre 2 y 3 años.

¿Dónde se instala una batería de condensadores y qué tamaño tienen?

Las baterías de condensadores hoy en día son muy compactas, aun así requieren un espacio mínimo de ubicación y ventilación.

Habitualmente se instala en el cuadro general de la instalación.

En caso de conectarse a alguna máquina, suele haber espacio para ubicarlo junto a la misma. Si se conecta en el cuadro principal de la instalación, según las dimensiones del equipo puede ir junto al cuadro eléctrico o en una zona anexa.

¿Cuánto tiempo tarda en instalarse una batería de condensadores?

De forma orientativa, la instalación de una batería de condensadores suele requerir a lo sumo de unas dos o tres horas de un instalador autorizado. En caso de tener que instalar más de un equipo, o en el caso de disponer de una instalación más compleja el tiempo de instalación podría ser mayor.

¿Cómo funciona una batería de condensadores?

Las baterías de condensadores son automáticas, es decir, la propia batería inyecta la cantidad de energía capacitiva necesaria en cada momento dependiendo de la cantidad de energía reactiva a compensar.

¿Cuál es la vida útil de una batería de condensadores?

Entre 10 y 12 años.